Entrenamiento de músculos respiratorios en pacientes COVID-19 después de ventilación mecánica invasiva

A nivel mundial, los sistemas de salud tuvieron que responder a un aumento exponencial de pacientes con COVID-19 con un incremento notable en las admisiones en unidades de cuidados intensivos (UCI) y ventilación mecánica invasiva (IMV).

Recientemente se han publicado los resultados de un estudio (Villelabeitia-Jaureguizar y col, 2022; Biomedicines 4-nov; doi: 10.3390/biomedicines10112807) cuyo objetivo fue determinar los efectos del entrenamiento de los músculos respiratorios (RMT) de baja intensidad en pacientes con COVID-19 al alta médica y después de una estancia en la UCI con IMV.

Se realizó un estudio retrospectivo de serie de casos. Participaron cuarenta pacientes con COVID-19 y se dividieron en veinte participantes que recibieron IMV durante la estadía en la UCI (grupo IMV) y 20 participantes que no recibieron IMV ni una estadía en la UCI (grupo sin IMV). Se recogieron la presión espiratoria máxima (PEmax), la presión inspiratoria máxima (PImax), la prueba de evaluación de la EPOC (CAT) y la escala de disnea del Medical Research Council (MRC) al inicio del estudio y después de 12 semanas de RMT de baja intensidad.

Los resultados mostraron una mayor puntuación de disnea MRC y una PImax más baja al inicio del estudio en el grupo de IMV frente al grupo sin IMV (p<0,01). Los efectos de RMT en la muestra total mejoraron todas las medidas de resultado (p<0,05; d = 0,38-0,98). Las comparaciones intragrupo después de RMT mejoraron las puntuaciones de PImax, CAT y MRC en el grupo IMV (p = 0,001; d = 0,94-1,09), pero no para PImax en el grupo sin IMV (p>0,05). La comparación entre grupos después de RMT solo mostró mejoras en la disnea MRC (p = 0,020; d = 0,74) en el grupo IMV versus el grupo sin IMV. Además, la disminución de PImax solo fue predicha por la presencia de IMV (R2 = 0.378).

Los autores concluyeron que el entrenamiento de músculos respiratorios de baja intensidad (RMT) puede mejorar la fuerza de los músculos respiratorios, la calidad de vida relacionada con la salud y la disnea en pacientes con COVID-19. Especialmente, el RMT de baja intensidad podría mejorar el nivel de disnea y quizás la PImax en pacientes con COVID-19 que recibieron ventilación mecánica invasiva en la UCI

SUSCRÍBETE AHORA AL CLUB EPT, Y LLÉVATE TODAS LAS FORMACIONES POR SÓLO 49€, ADEMÁS DE PODER ACCEDER A ARTÍCULOS ESPECIALES DEL BLOG