Ejercicio e inflamación subclínica en obesos

ObesidadLa inflamación subclínica, inflamación crónica o inflamación sistémica es un concepto fisiopatológico relativamente reciente que se ha relacionado con múltiples enfermedades crónicas. No hay una definición precisa de inflamación sistémica, refiriéndose básicamente a la presencia de distintos “marcadores” inflamatorios en concentraciones más elevadas que en individuos control. Entre estos marcadores destacan diversos reactantes de fase aguda: proteína C reactiva [PCR], fibrinógeno, leucocitos circulantes, y varias citocinas (interleucina [IL] 6, IL-8, factor de necrosis tumoral alfa [TNF-α]). La obesidad se asocia casi invariablemente con un estado de inflamación subclínica lo que facilita la aparición de distintas enfermedades asociadas. Recientemente se han publicado los resultados de un estudio (Brubelli y col, 2015; Med Sci Sports Exerc 47: 2207-15) cuyo objetivo fue investigar los efectos de 24 semanas de entrenamiento combinado sobre marcadores proinflamatorios y antiinflamatorios asociados con la obesidad en hombres de edad media. Los sujetos del estudio realizaron un entrenamiento combinado de fuerza (6-10 RM) y resistencia aeróbica (50-85% VO2max), 3 sesiones/semana, 60 min/sesión. Un grupo no entrenó constituyendo el grupo control. Los resultados mostraron que el entrenamiento provocó un aumento significativo de la fuerza máxima en press de banca y press de piernas, así como del VO2pico y concentraciones séricas de adiponectina y IL-15 en el grupo de entrenamiento. Además, se observó un descenso significativo de la grasa corporal y concentraciones séricas de PCR, resistina y leptina en el grupo de entrenamiento. Los autores sugieren que el entrenamiento combinado fuerza + resistencia aeróbica reduce los marcadores de inflamación asociados a la obesidad y mejora la resistencia a la insulina y capacidad funcional de hombres obesos de edad media, independientemente de la intervención con dieta o pérdida de peso.

Y es que las personas obesas se consideran paciente a todos los efectos, ya que no solo tienen un porcentaje de grasa elevado, sino que también padecen de otras alteraciones fisiopatológicas que es necesario conocer. Así, la mayoría de ellos son considerados como pacientes cardiológicos. Esto hace que la prescripción de ejercicio en estos pacientes deba ser controlada médicamente.

SUSCRÍBETE AHORA AL CLUB EPT, Y LLÉVATE TODAS LAS FORMACIONES POR SÓLO 49€, ADEMÁS DE PODER ACCEDER A ARTÍCULOS ESPECIALES DEL BLOG