Efectos de diferentes modalidades de recuperación entre intervalos en HIIT sobre las respuestas metabólicas y cardiorrespiratorias

La recuperación entre intervalos en el entrenamiento interválico de alta intensidad (HIIT) es una de las variables más importantes para conseguir las adaptaciones objetivo de esta modalidad de entrenamiento. Recientemente se han publicado los resultados de un estudio (Germano y col 2019; J Strength Cond Res 27-dic; doi: 10.1519/ JSC.0000000000003423) cuyo objetivo fue investigar como el tipo de recuperación (activa vs pasiva) y la duración de la misma (corta vs larga) entre esprint de carácter máximo podría afectar a los niveles de lactato, oxígeno consumido, tiempo en altos %VO2max y rendimiento. Los voluntarios fueron asignados aleatoriamente a 4 sesiones experimentales de entrenamiento interválico de alta intensidad (velocidad a vVO2max hasta el límite de fatiga para sostener la velocidad). Cada sesión fue realizada con un tipo y duración de recuperación (corta pasiva-2min; larga pasiva-8 min, LPR, corta activa 2 min y larga activa 8 min, LAR). Los resultados no mostraron diferencias en los niveles de lactato entre protocolos en el periodo de ejercicio. El LAR presentó menores valores de lactato en postejercicio en comparación con LPR. El LPR mostró mayor volumen de oxígeno consumido en relación a los protocolos activos. No hubo diferencias en el tiempo en altos %VO2max entre protocolos. Las recuperaciones pasivas se asociaron con un mayor tiempo de esfuerzo comparado con las recuperaciones activas. Los niveles de lactato durante el ejercicio no se vieron afectados por los distintos protocolos. Los autores sugieren que los distintos protocolos utilizados parecen igual de capaces de generar suficiente estrés cardiorrespiratorio.

Las conclusiones de este estudio son al menos cuestionables. Teniendo en cuenta el protocolo establecido (4 intervalos a la vVO2max, con recuperaciones demasiado cortas (2 min) o demasiado prolongadas (8 min)), valorar el impacto en la respuesta cardiopulmonar y metabólica es arriesgado. Esta modalidad de entrenamiento es esencialmente aeróbica, por lo que el nivel de lactato en sangre es un pobre indicador de la eficacia del mismo. Como norma general en el entrenamiento interválico de alta intensidad aeróbico las recuperaciones deberían ser activas (umbral láctico / VT1) con el fin de mantener el VO2 lo más alto posible en el inicio del siguiente intervalo.