La sobrecarga del entrenamiento incrementa la actividad simpática muscular de reposo

(post destacado 2017) El entrenamiento en sobrecarga altera la regulación autónoma y ello puede afectar a múltiples funciones de órganos y sistemas durante el ejercicio, siendo en muchas ocasiones la puerta de entrada al sobre-entrenamiento. Recientemente se han publicado los resultados de un estudio (Coates y col, 2017; Med Sci Sports Exerc 2-dic) cuyo objetivo fue examinar los efectos de una sobrecarga de entrenamiento sobre la actividad nerviosa simpática muscular (MSNA), una medida directa del flujo simpático central, en atletas aficionados de resistencia aeróbica. Se realizaron valoraciones de variabilidad de frecuencia cardiaca, sensibilidad de barorreflejo cardiaco (BRS), MSNA (microneurografía) y BRS simpática, en triatletas entrenados y ciclistas después de 1 semana de reducción de entrenamiento (base) y después de 3 semanas de entrenamiento normal (CON) o con sobrecarga (OL). Los resultados mostraron cambios en potencia pico, frecuencia cardiaca máxima, variabilidad de la frecuencia cardiaca y BRS, diferentes entre CON y OL. Los cambios en la frecuencia de impulsos en MSNA también difirió entre grupos con aumento en OL. En todos los participantes se estableció una correlación negativa entre MSNA en reposo y pico de potencia alcanzada. No se observaron diferencias entre grupos en la frecuencia cardiaca de reposo o presión arterial. Los autores sugieren que la sobrecarga en entrenamiento aumentó la MSNA y atenuó el incremento de BRS cardiaco y variabilidad de la frecuencia cardiaca observados con el entrenamiento habitual.

El equilibrio entre el sistema nervioso simpático y parasimpático es una de las claves de nuestra salud, al tiempo que sus desequilibrios son a su vez la llave de las adaptaciones asociadas al entrenamiento. Cuando los estímulos (estrés del ejercicio) son superiores a la capacidad de asimilación (sea en volumen, sea en intensidad) por el organismo se produce un desequilibrio entre ambos sistemas que pueden ser limitados en el tiempo (sobrecarga) o más prolongados (sobre-entrenamiento). El incremento de los impulsos simpáticos centrales se asocia a un descenso del rendimiento. Estamos hablando de la parte fisiológica más decisiva en las respuestas y adaptaciones al ejercicio.

SUSCRÍBETE AHORA AL CLUB EPT, Y LLÉVATE TODAS LAS FORMACIONES POR SÓLO 49€, ADEMÁS DE PODER ACCEDER A ARTÍCULOS ESPECIALES DEL BLOG