Entrenamiento con hipoxia intermitente y rendimiento en corredores

La aplicación de la hipoxia intermitente en entrenamientos de resistencia aeróbica no ha mostrado hasta la fecha grandes ventajas con relación a la mejora del rendimiento al competir a nivel del mar. Recientemente se han publicado los resultados de un estudio (Sanchez AMJ y Borrani F, 2018; J Sports Sci 2:1-8; doi: 10.1080/02640414.2018.1434747) cuyos investigadores examinaron los efectos del entrenamiento con hipoxia intermitente (IHT) con alto nivel de hipoxia con recuperación en aire ambiente, sobre las capacidades aeróbicas/anaeróbicas a nivel del mar, así como posibles variaciones hematológicas. Se estableció un diseño doble diego, con 15 corredores de resistencia aeróbica entrenados, que completaron 6 semanas de entrenamiento con 3 sesiones/semana, que consistieron en intervalos de carrera (6 x 5 min, con 5 min de recuperación) en tapiz rodante al 80-85% de la velocidad aeróbica máxima (VAM). Los atletas del grupo de hipoxia (HG) realizaron el entrenamiento con FiO2 = 10,6-11,4%, mientras que los atletas del grupo de normoxia (NG) lo realizaron con aire ambiente. Los resultados mostraron que el tiempo hasta el agotamiento a velocidad igual a 95% VAM aumentó significativamente en el grupo HG, pero no en el grupo NG. No hubo cambios en los niveles de eritropoyetina o hematocrito en ninguno de los grupos. Los resultados sugieren que el protocolo utilizado de hipoxia intermitente puede inducir efectos adicionales al entrenamiento, sin comprometer la capacidad anaeróbica de atletas entrenados.

El entrenamiento con hipoxia intermitente no ha mostrado ventajas evidentes en resistencia aeróbica cuando se valora el rendimiento a nivel del mar. Sin embargo, es cierto que el empleo de protocolos más extremos (FiO2 <10,6%) puede inducir adaptaciones que no se observan con grados de hipoxia menos severo. Lo que queda más claro con estas investigaciones es que los supuestos simuladores de entrenamiento en altitud (ej. máscaras de entrenamiento) difícilmente producen por esa vía efectos adicionales al entrenamiento convencional, al menos según el conocimiento actual.

Tags

Deja un comentario

Cookies

Esta web utiliza cookies propias y de terceros para analizar su navegación y ofrecerle un servicio más personalizado y publicidad acorde a sus intereses.

Continuar navegando implica la aceptación de nuestra Política de Cookies

ACEPTAR
Aviso de cookies