Impacto del HIIT sobre el componente periférico del VO2max

Recientemente se han publicado los resultados de un estudio (Aybars Balci y col, 2022; Respir Physiol Neurobiol 8-abr; doi: 10.1016/j.resp.2022.103910) cuyo objetivo fue revelar el potencial de desarrollo de cinco modelos de entrenamiento de alta intensidad de los componentes central y periférico del consumo máximo de oxígeno (VO2max).

Después de la determinación del VO2max, se analizaron el gasto cardíaco máximo (Qmax), el volumen sistólico máximo (SVmax) y la diferencia arteriovenosa máxima de O2 (a-vO2diffmax). Se realizaron sesiones de intervalo corto (HIIT corto), intervalo largo (HIIT largo), ejercicio continuo alternante (HIIT alternativo), ritmo de trabajo continuo a intensidad constante (HIIT constante) e intervalos de sprint (SIT) en días separados con métodos iso-esfuerzo e iso-tiempo.

El tiempo pasado a >95% del VO2max fue el más alto en HIIT largo (p<0,05). El tiempo en >90% del Qmax fue mayor en alter-HIT que en HIIT largo y SIT (p<0,05), mientras que no hubo diferencias significativas para el tiempo en >90% del SVmax entre los entrenamientos de alta intensidad. El tiempo a >90% de a-vO2diff-max fue mayor en HIIT corto y HIIT largo que en otras modalidades (p<0,05).

Los autores sugieren que las modalidades continuas parecen tener un mayor potencial para mejorar la parte central del VO2max, mientras que las modalidades interválicas pueden ser mejores para desarrollar el componente periférico.

El consumo de oxígeno depende de un componente central (gasto cardiaco) y de un componente periférico (dif A-V de O2). Este componente periférico engloba función pulmonar, transporte de oxígeno, extracción de oxígeno tisular y función mitocondrial). No es fácil concluir que modalidad de ejercicio es la que más influye en cada componente (central y periférico) pero la evidencia científica sugiere que las presiones de ejercicio sostenidas en el tiempo, como ocurre con el entrenamiento continuo de alto volumen, parecen otorgar una mayor adaptación cardiaca al esfuerzo, en términos de compliance y contractilidad, mientras que el ejercicio más intenso, como el HIIT, parece incidir más en el componente periférico tisular. No obstante, ha de quedar claro que no podemos separar estos efectos desde un punto de vista fisiológico, solo podemos sugerir de mayores adaptaciones de un componente o de otro en función del carácter del esfuerzo

SUSCRÍBETE AHORA AL CLUB EPT, Y LLÉVATE TODAS LAS FORMACIONES POR SÓLO 49€, ADEMÁS DE PODER ACCEDER A ARTÍCULOS ESPECIALES DEL BLOG