Falta de asociación entre sedentarismo y peso corporal

El comportamiento sedentario puede contribuir a la ganancia de peso corporal y a la obesidad. Recientemente se han publicado los resultados de un metaanálisis (Campbell y col, 2017; Sports Med 30-nov) cuyo objetivo fue determinar la asociación entre un comportamiento sedentario y el peso corporal y la obesidad en adultos. Los estudios incluidos en el análisis deberían haber evaluado la asociación en adultos entre el comportamiento sedentario y el peso corporal y la obesidad, controlando la actividad física realizada. 31 estudios fueron incluidos en el análisis. Los resultados no mostraron asociación entre el comportamiento sedentario con el peso corporal y la obesidad, con la excepción de la circunferencia de cintura. En resumen, no se pudo evidenciar una asociación entre el comportamiento sedentario en adultos y el peso corporal.

Los resultados de este metaanálisis confirman que, si bien no es discutible que el comportamiento sedentario como factor aislado es un elemento favorecedor del sobrepeso y la obesidad, no es asumible como cierto que un adulto de hábitos sedentarios deba ser obeso y/o mantener un alto porcentaje de grasa corporal. No me estoy refiriendo al perfil de salud de un individuo sedentario (sin duda afectado negativamente) sino al porcentaje de grasa que pueda mantener. Y es que unos hábitos nutricionales adecuados al estilo de vida sedentario de deben llevar al sobrepeso y/o la obesidad. El problema es que la gran mayoría de personas de hábitos sedentarios, además no desarrollan adecuados hábitos nutricionales.

Tags

Deja un comentario

Cookies

Esta web utiliza cookies propias y de terceros para analizar su navegación y ofrecerle un servicio más personalizado y publicidad acorde a sus intereses.

Continuar navegando implica la aceptación de nuestra Política de Cookies

ACEPTAR
Aviso de cookies